La calle del arqueólogo amigo del Rif, Fernando Fernández Gómez

0
103
Estela Carretero (diariodeavila.es) – viernes, 15 de noviembre de 2013
Descubrimiento de la placa del paseo que lleva el nombre del director de excavaciones arqueológicas de El Raso. – Foto: Julio
Raseños y candeledanos rindieron homenaje a Fernando Fernández Gómez, director de las excavaciones arqueológicas del yacimiento de El Raso, poniendo su nombre al paseo que conduce hasta el poblado celta
A partir de ahora todo aquel que desee visitar los restos del poblado celta de El Raso deberá hacerlo tras recorrer el paseo que lleva el nombre del arqueólogo que contribuyó a darlo a conocer. «Saber que en el futuro todo el mundo que quiera ir al castro o conocer más sobre este yacimiento tiene que hacerlo o bien a través de mis libros o bien del paseo que lleva mi nombre es un auténtico privilegio», aseguraba con humildad Fernando Fernández Gómez durante el homenaje que raseños y candeledanos le rindieron este viernes en El Raso y con el que se cumplía un acuerdo plenario adoptado por unanimidad por la Corporación local de Candeleda el pasado 7 de agosto. «Es un homenaje de justicia», afirmaba el alcalde de Candeleda, José María Monforte, durante el Pleno Extraordinario celebrado ayer en El Raso para otorgar el nombre de este paseo al arqueólogo que contribuyó a poner en valor este yacimiento «que, además de cultural e histórica, tiene una repercusión turística y económica muy importante como demuestran las 11.000 visitas registradas sólo durante los días de diario y durante los nueve primeros meses de este año».
Fernández Gómez era un estudiante que ansiaba ser arqueólogo cuando un profesor de la universidad le propuso de trabajo de fin de carrera realizar una tesina «sobre un yacimiento de la sierra de Gredos al que nadie quería ir». El primer contacto de Fernández Gómez con el yacimiento de El Raso tuvo lugar en el verano de 1970 cuando llegó a este lugar con la idea de  «excavar una necrópolis que estaba muy robada, pero al llegar allí y ver lo que era y todo lo que tenía le dije a mi profesor que quería hacer no sólo la tesina sino también la tesis doctoral». Ahí empezó la relación entre el arqueólogo y el castro celta de El Raso, una relación que se ha prolongado hasta nuestros días pero que fue especialmente intensa durante las más de dos décadas, desde 1970 hasta 1993, en las que el que fuera también director del Museo Arqueológico de Sevilla se hizo cargo de la dirección de las excavaciones de este poblado de la Edad del Hierro.
Si bien es cierto que Fernando Fernández Gómez no fue el descubridor de este yacimiento, del que ya se tenía constancia desde tiempo atrás, también lo es, como aseguró José María Monforte, alcalde de Candeleda, que «su trabajo ha sido fundamental para la puesta en valor» de este poblado celta que es, como reconoció el homenajeado, «uno de los más importantes de la Meseta porque actualmente todo lo que se conoce sobre urbanismo en los castros prácticamente lo ha dado El Raso porque tiene unas estructuras que se conservan muy bien y que permiten seguir muy bien el curso de las construcciones».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here